menu
Compartir

Por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada

 
Por María Besteiros. Actualizado: 5 febrero 2024
Por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada

Con independencia de la edad, si somos cuidadores de una perra podemos apreciar, en determinados momentos, la hinchazón de sus mamas, sobre todo si no la hemos castrado. La castración, popularmente conocida como esterilización, es una intervención, cada vez más común, que consiste en la extirpación de los ovarios y, normalmente, también del útero.

Además de evitar la reproducción, previene problemas de salud asociados a las hormonas del ciclo sexual y que explican algunas de las causas de mamas agrandadas que veremos a continuación. Pero hay otras, si quieres saber por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada, sigue leyendo este artículo de TodoPerros.

Celo

El celo es el nombre con el que se conoce el periodo fértil de las perras, es decir, los días en los que está receptiva a los machos y puede producirse la fecundación y, en consecuencia, la gestación. Se caracteriza por durar, aproximadamente, 7-10 días, aunque puede prolongarse, y desencadenar sintomatología como la siguiente:

  • Sangrado o manchado vaginal.
  • Hinchazón de la vulva.
  • Ligero agrandamiento de las mamas.
  • Inquietud.
  • Aumento de las micciones.
  • Receptividad ante los machos, que se ven atraídos por la perra.

En conclusión, no es raro que una perra tenga las mamas hinchadas después del primer celo o de cualquiera de los celos siguientes. Al tratarse de un proceso fisiológico no tenemos que hacer nada. Eso sí, es recomendable la castración. Respecto al tema, puede que te surjan dudas como si se puede vacunar a una perra en celo.

Como hemos explicado, es una intervención que impide que la perra vuelva a tener el celo y, por lo tanto, los signos que acabamos de mencionar, así como el nacimiento de camadas no deseadas o las patologías relacionadas con el ciclo sexual. Ahora que ya hemos visto la primera causa, vamos a seguir con otras causas que explican por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada.

Por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada - Celo

Lactancia

Decir que mi perrita tiene una tetilla hinchada puede ser normal. Las mamas aumentadas de tamaño son un signo típico de lactancia, pues se agrandan durante la producción de leche para los cachorros. Lógicamente, sabremos si nuestra propia perra está en periodo de lactancia, pero, en ocasiones, podemos encontrar una perra abandonada con las mamas hinchadas, pero no la barriga, señal de que es probable que haya parido ya y tenga a sus cachorros escondidos o fallecidos.

Como también es lógico, la lactancia es otro proceso fisiológico en el que no hay que intervenir. Tan solo en caso de problemas o de que toda la camada haya fallecido es posible que tengamos que actuar para retirar la leche. De ser así, es una decisión que solo puede tomar el veterinario. Debemos abstenernos de probar remedios caseros que no cuentan con el respaldo de la evidencia científica.

Aquí tienes algunos "Remedios caseros para secar la leche de una perra".

Por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada - Lactancia

Falsa gestación

Algunas perras pueden sufrir lo que se conoce como embarazo psicológico, falsa gestación, pseudociesis o pseudogestación. Se trata de un proceso por el que el organismo de la perra reacciona como si estuviese gestando, aunque no es real. Puede que te interese "¿Una perra puede quedar embarazada sin estar en celo?".

Por este motivo, presentará signos como los que se pueden detectar en una gestación, como el aumento de tamaño de las mamas, incluso con secreción, endurecimiento y dolor, o la distensión del abdomen, además de cambios en el comportamiento, como la adopción de juguetes que sustituyen a los cachorros, la búsqueda de un nido, etc. También puede haber vómitos, diarrea o depresión.

La pseudogestación aparece 6-8 semanas después del celo y es una de las situaciones más comunes que pueden explicar por qué tu perra tiene las mamas inflamadas sin estar embarazada de verdad. Lógicamente, es un problema que solo afectará a hembras enteras, es decir, sin castrar. Además, en estas ocasiones muchas personas se preguntan si una perra puede amamantar sin haber parido. La respuesta es que no, no suele ser común porque la lactancia está relacionada con la gestación.

Retomando la falsa gestación, los casos más leves no suelen necesitar tratamiento y desaparecen de forma espontánea en unas semanas, pero, al igual que hemos comentado en el apartado anterior, mejor que recurrir a remedios caseros de cuestionable eficacia, hay que consultar con el veterinario. Lo mismo en casos más graves. La forma más efectiva de evitar este problema, que acostumbra a repetirse una vez se ha presentado, es la castración.

Tumores mamarios

Por desgracia, el cáncer es otro de los motivos que explican por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada. De nuevo, es importante hablar de la castración, pues se sabe que todas aquellas hembras castradas antes del primer celo cuentan con menos de un 1% de posibilidades de desarrollar esta patología, que depende de las hormonas sexuales y que puede ser muy grave si el tumor es maligno y/o presenta metástasis.

Los tumores de mama son muy comunes y casi la mitad son malignos. Según transcurran los celos, disminuye el efecto protector de la castración, de ahí la recomendación de operar antes de que estos empiecen.

Los tumores mamarios pueden surgir como bultos en las mamas de distintas consistencias y tamaños, hinchazón, enrojecimiento, calor, ulceración, etc. Además, la perra enferma puede presentar otros signos, como inapetencia, adelgazamiento o sintomatología asociada al órgano que se vea dañado si hay metástasis (suelen ser los pulmones). Debemos revisar periódicamente a nuestro animal, por ejemplo, aprovechando las sesiones de baño o cepillado.

Si detectamos cualquier bulto o anomalía en las mamas, hay que consultar lo antes posible con el veterinario. En ocasiones, actuar de forma temprana es el factor clave para que la perra pueda recuperarse. El tratamiento de elección es la extirpación del tumor. El pronóstico es bueno cuando son benignos. En el caso de los malignos, dependerá de factores como las características del tumor o la presencia de metástasis.

Continúa leyendo para saber las últimas causas de por qué se le hinchan las mamas a mi perra sin estar embarazada.

Mastitis

La mastitis es otra de las afecciones que pueden agrandar las mamas de las perras, en este caso, por acumulación de leche o infección. Puede darse en perras que se encuentran en periodo de lactancia o en aquellas que están sufriendo una pseudogestación.

La acumulación de leche también se llama galactostasis o endurecimiento de las mamas. Aparece al final de la gestación (falsa o verdadera) o durante la lactancia. Las mamas se dilatan y se notan calientes y doloridas, pero la perra está bien. Puede controlarse reduciendo la ingesta de agua y de comida, pero debe pautarlo el veterinario.

Por su parte, la mastitis en la que existe infección se conoce como mastitis séptica aguda. Es una infección bacteriana que afecta a las perras durante el posparto. Además de hinchazón de las mamas y mucho dolor, hay fiebre, depresión, anorexia, etc. Es imprescindible contactar con el veterinario, pues, como mínimo, hay que administrar antibiótico.

Por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada - Mastitis
Imagen: X (Twitter)

Agalactia

La agalactia explica por qué se le hinchan las mamas a mi perra como consecuencia de que la leche no baja después del parto o la perra no la produce. Las mamas estarán duras e hinchadas, pero sin leche, a diferencia de la mastitis. Es un trastorno que puede deberse a distintas causas, como el estrés. Cómo desinflamar las mamas de mi perra dependerá del diagnóstico y de las circunstancias de cada perra. En cualquier caso, requiere la consulta con el veterinario.

Tienes más detalles sobre "Mi perra no tiene leche: causas y qué hacer" en el siguiente post de TodoPerros.

Hiperestrogenismo

Como indica su nombre, el hiperestrogenismo hace referencia a un exceso de estrógenos, que producen los ovarios o los testículos debido a la presencia de quistes o tumores. Por lo tanto, también puede afectar a los machos.

Esta situación se asocia a distintos signos clínicos, como el agrandamiento de las mamas, los pezones, la vulva, el prepucio, etc. Además, puede provocar celos irregulares, pseudogestaciones, infecciones uterinas y modificaciones en la piel y el pelo, desde el periné hasta el abdomen. El pelo se seca, se rompe, se cae, no crece, la piel se oscurece, se descama, etc. Se trata de una enfermedad que debe diagnosticar y tratar el veterinario. El tratamiento de elección para desinflamar las mamas de mi perra es la castración.

Fármacos anticonceptivos

Por último, otra causa que puede estar detrás de la inflamación de las mamas de una perra es la administración de medicamentos con efecto anticonceptivo. La hinchazón de las mamas y otros signos clínicos, como el aumento del apetito, la inactividad, una subida de peso o cambios en el carácter, son efectos secundarios de su uso, un uso controvertido, pues se asocia a efectos adversos incluso graves, como la piometra (infección del útero). Por este motivo, es más recomendable la castración para evitar la inflamación de las mamas en perras antes que utilizar estos fármacos a largo plazo.

Cómo desinflamar las mamas de mi perra

Como hemos explicado en los diferentes apartados, cómo desinflamar las mamas de una perra dependerá de la causa que haya provocado el agrandamiento. Si se debe al proceso fisiológico de la reproducción canina, la forma que tenemos de intervenir es la castración. Lo mismo si la hinchazón se corresponde con una pseudogestación. Por su parte, para cualquiera de los problemas de salud que hemos mencionado, como la mastitis o el hiperestrogenismo, tendremos que consultar con el veterinario.

La mayoría de las causas que hemos repasado son curables o evitables, como el administrar fármacos anticonceptivos, pero los tumores mamarios, en ocasiones, comprometen de forma fatal la vida de la perra. Por ello, de nuevo debemos insistir en la importancia de la castración para reducir su riesgo de aparición.

Este artículo es meramente informativo, en TodoPerros.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu gato a un centro veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada, te recomendamos que entres en nuestra sección de Problemas y trastornos.

Bibliografía
  • Carlson y Giffin. (2002). Manual práctico de veterinaria canina. Madrid: Editorial el Drac.

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
Por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada
Imagen: X (Twitter)
1 de 4
Por qué mi perra tiene las mamas hinchadas sin estar embarazada

Volver arriba