menu
Compartir

Gonorrea en perros: síntomas, contagio y tratamiento

 
Por María Besteiros. 23 enero 2024
Gonorrea en perros: síntomas, contagio y tratamiento

La gonorrea es una enfermedad bacteriana de transmisión sexual que afecta a los genitales, el recto y la garganta de las personas. Uno de los signos clínicos que la caracterizan es la secreción purulenta. Como, en ocasiones, es posible observar secreciones en los genitales de los perros, algunos cuidadores piensan que su ejemplar puede estar sufriendo esta infección. Pero, ¿es esto posible? Hablamos de la gonorrea en perros, síntomas, contagio y tratamiento, en este artículo de TodoPerros.

¿Los perros tienen gonorrea?

Como hemos avanzado, la gonorrea es una infección bacteriana provocada por la bacteria Neisseria gonorrhoeae. Afecta a los genitales, el recto y la garganta, ya que se transmite entre personas por cualquier contacto sexual (anal, vaginal u oral). Además, una madre con gonorrea podría transmitirle la infección a su bebé durante el parto. Es más común en personas jóvenes y es posible prevenirla utilizando preservativos.

Puede ser difícil de detectar, pues no siempre provoca sintomatología. Cuando hay signos clínicos, estos suelen ser secreción genital, aumento del flujo vaginal, sensación de ardor al orinar, sangrado entre periodos, molestias en los testículos, picor en el ano, dolor al defecar, etc.

La gonorrea como tal no es una enfermedad que se diagnostique en los perros ni estos son una fuente de contagio para las personas.

Qué es la gonorrea en perros

La creencia de que los perros tienen gonorrea puede deberse a dos situaciones:

  • Esmegma. En primer lugar, no es extraño que en la punta del pene de los perros se aprecie una secreción amarillenta. Esta recibe el nombre de esmegma y está formada por células y suciedad acumulada. Es completamente fisiológica, es decir, no implica que el perro esté padeciendo ninguna patología, siempre que no haya otros signos clínicos que nos puedan hacer pensar en una infección.
  • Enfermedades de transmisión sexual. En segundo lugar, los perros, al igual que las personas, también pueden sufrir enfermedades de transmisión sexual que algunos cuidadores pueden confundir con la gonorrea. En realidad, las enfermedades de transmisión sexual más habituales en los perros son el tumor venéreo transmisible (TVT), el herpersvirus canino y la brucelosis canina.

¿La gonorrea en perros es contagiosa?

La gonorrea es una enfermedad que afecta solo a las personas, de manera que no se contagia a los perros. Las enfermedades de transmisión sexual que hemos mencionado se contagian de un perro a otro, sobre todo, a través del contacto sexual, aunque existen otras vías posibles de propagación, como los lametones, los arañazos, los mordiscos o el olfateo. Además, las perras pueden contagiar a su camada durante la gestación, el parto o la lactancia, por eso se habla de que los perros nacen con gonorrea, aunque, como hemos dicho, no es esta la enfermedad que se va a diagnosticar en esta especie.

Por otra parte, hay que saber que la brucelosis canina es una zoonosis, es decir, los perros se la pueden transmitir a las personas mediante inhalación de aire contaminado o el contacto con fluidos o sangre de perros enfermos.

Síntomas de gonorrea en perros

Insistimos, los perros no manifestarán síntomas de gonorrea porque no pueden experimentar esta patología. Sin embargo, sí pueden mostrar signos similares debido a otras enfermedades. Los perros que padecen alguna de las enfermedades de transmisión sexual que hemos mencionado, es decir, herpesvirus canino, brucelosis canina o tumor venéreo transmisible, pueden ser asintomáticos o manifestar signos clínicos como los siguientes:

  • Inflamaciones o lesiones en los genitales.
  • Bultos que pueden ulcerarse.
  • Sangrado (puede confundirse con el celo o con hematuria, es decir, sangre en la orina).
  • Dificultades para orinar.
  • Abortos, partos prematuros, muerte de los cachorros o camadas que nacen tan debilitadas que acaban muriendo.
  • Conjuntivitis y rinitis (en caso de herpesvirus).
  • Disminución del apetito y adelgazamiento.
  • Molestias en cuello y espalda.
  • Aumento del tamaño de los ganglios linfáticos.
  • Letargo.
Gonorrea en perros: síntomas, contagio y tratamiento - Síntomas de gonorrea en perros

Diagnóstico de gonorrea en perros

Si sospechamos que nuestro perro padece alguna enfermedad de transmisión sexual similar a la gonorrea en humanos, debemos acudir al veterinario. Este profesional tendrá que revisar la historia clínica del animal, examinarlo y realizar las pruebas necesarias.

Por ejemplo, el tumor venéreo transmisible se diagnostica a través de una citología, para lo que se tomará una muestra. Para determinar si un perro sufre o no brucelosis se pueden realizar test, buscando la presencia de anticuerpos o material genético de las bacterias, pruebas de serología o cultivos a partir de sangre o tejidos abortivos, de ser el caso. Por último, el herpesvirus se puede detectar por serología o aislando el virus.

Tratamiento para la gonorrea en perros

Si te han dado un diagnóstico de enfermedad de transmisión sexual, seguro que te preguntas cómo curar la gonorrea en perros (aunque, recuerda, en los perros no se llama gonorrea). El tratamiento, lógicamente, va a depender de la patología concreta que padezca el animal:

  • La brucelosis se trata con antibióticos, aunque hay que destacar que algunos perros se quedarán con brucelosis crónica.
  • Para el herpesvirus no hay un tratamiento específico y este se centra en controlar la sintomatología y dar soporte al sistema inmune del animal.
  • Por su parte, el tumor venéreo transmisible es un cáncer considerado de baja intensidad. Suele responder bien a la quimio o radioterapia.

Por todos estos motivos, mucho mejor que curar es prevenir. Para ello, se recomienda la castración de los perros (machos y hembras) para impedir los apareamientos y poner las vacunas disponibles, en el caso del herpesvirus.

Este artículo es meramente informativo, en TodoPerros.com no tenemos facultad para recetar tratamientos veterinarios ni realizar ningún tipo de diagnóstico. Te invitamos a que lleves a tu gato a un centro veterinario en el caso de que presente cualquier tipo de condición o malestar.

Si deseas leer más artículos parecidos a Gonorrea en perros: síntomas, contagio y tratamiento, te recomendamos que entres en nuestra sección de Enfermedades.

Bibliografía
  • Carlson y Giffin (2002): Manual práctico de veterinaria canina. Madrid: Editorial el Drac.
  • Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) (2023): Gonorrea, disponible en https://www.cdc.gov/std/spanish/gonorrea/stdfact-gonorrhea-s.htm

Escribir comentario

Añade una imagen
Haz clic para adjuntar una foto relacionada con tu comentario
¿Qué te ha parecido el artículo?
Gonorrea en perros: síntomas, contagio y tratamiento
1 de 2
Gonorrea en perros: síntomas, contagio y tratamiento

Volver arriba