Foro exclusivo para Adiestradores de perros
Por Tielno
#9168750
Algo que no me había pasado nunca en el tiempo que estoy con mi pastor alemán es que estando en mi casa, quise quedar con una chica, traérmela a casa y ya sabéis, tener una velada romántica, que creo que es lo que a todo el mundo más le gusta, sin embargo, cuando llegó a casa, mi perro no nos dejaba en paz, no paraba de incordiar y debo decir que cortaba bastante el rollo para lo que queríamos hacer. Al final tuvimos que intentar buscar una salida a ese aprieto, porque si no, nos sería muy difícil tener algo allí. Al final decidimos movernos de lugar, ya que no se dejaba meter en una habitación. Aunque la noche empezó movida, pude disfrutar como nunca y descargué bastantes tensiones.