Los Perros del Titanic

Muy poco se ha publicado sobre los perros que viajaban a bordo del Titanic, y de lo poco publicado mucho es falso, o claramente inexacto.

De todos los documentos de la empresa White Star -operadora de la nave-, y testimonios de los sobrevivientes, se sabe que a bordo del Titanic viajaban no más de 10 o 12 perros, todos ellos de pasajeros de primera clase.

Se puede afirmar que solo fueron 3 los perros que sobrevivieron al naufragio:

“Sun Yat Sen”, un Pekinés, propiedad de Henry Harper, un acaudalado empresario británico, quien junto con su esposa Myra lograron ser rescatados.

“Lady”, de raza Pomerania, que viajaba con su dueña Margaret Hays. Ambas fueron rescatadas del bote salvavidas número 7.

– Un otro Pomerania, del cual se desconoce su nombre, propiedad de Elizabeth Barrett Rothschild, quien viajaba junto a su esposo Martin Rothschild. Este último perdió la vida en el naufragio.

Muchos medios se han hecho eco de un artículo publicado por el periódico New York Herald el día 21 de Abril de 1912, que basado en el testimonio de un supuesto marinero del buque Carpathia (primer barco en llegar al lugar del naufragio a buscar sobrevivientes), de nombre Jonas Briggs, relata la conducta heroica de un perro de nombre “Rigel” de raza Terranova, propiedad de un oficial del Titanic, que habría ayudado a rescatar náufragos.

La existencia de este perro jamás ha sido probada por ningún historiador, y ningún documento de la empresa ni testimonio de los sobrevivientes menciona este hecho, por lo que se cree es totalmente falso.

De los perros que perdieron la vida en el naufragio sabemos que había:

– Un Chow-chow que viajaba con el señor Harry Anderson.

“Kitty”, un Airedale terrier del Sr. J. Astor.

“Frou frou”, un perro pequeño, que había sido adquirido pocas semanas antes en Florencia (Italia) por Helen Bishop, que se encontraba con su esposo de viaje de luna de miel por Europa.

– Un viejo Airedale terrier y otro perro de raza desconocida, propiedad de la familia Carter.

“Gamin de Pycombre”, un Bulldog frances propiedad de Robert Daniel. Su dueño sobrevivió al naufragio y meses después exigió a la empresa propietaria del Titanic la devolución de los 750 dólares que -sostenía en la demanda-, había pagado por su perro, una verdadera fortuna para la época.

– Un Gran danés, propiedad de Anne Isham.

El RMS Titanic se hundió en las primeras horas del 15 de abril de 1912.

Redaccion-Todoperros.com

Redacción - TodoPerros.com

Artículo redactado a partir de información e investigación realizada por la redacción de TodoPerros.com
Redaccion-Todoperros.com